IVA incluido

Mascarillas quirurgicas

Mascarillas quirurgicas desechables

Comprar mascarillas quirurgicas negras o azules desechables al mejor precio

MASCARILLA QUIRÚRGICA NEGRA...
En Stock - Entrega en 48 horas a la península.
MASCARILLA QUIRÚRGICA...
En Stock - Entrega en 48 horas a la península.

Las mascarillas quirúrgicas son un tipo de mascarillas que cubren de forma parcial el rostro.

Normalmente son utilizadas por personal médico y sanitario al objeto de contener las bacterias y los virus provenientes de la nariz y la boca de quienes los portan.


Este tipo de mascarillas también son utilizadas por los civiles en los espacios públicos cuando hay brotes o epidemias que se transmiten por vía respiratoria o cuando el ambiente está contaminado.



POR QUE, CÓMO Y CUÁNDO UTILIZAR MASCARILLAS QUIRÚRGICAS



Desde inicios de 2020 sufrimos una importante amenaza sobre nuestra salud con la pandemia de COVID-19.


Poco a poco vamos volviendo a la normalidad, aunque aún no hemos conseguido erradicar del todo esta cruel enfermedad.


Sobre cuándo usar las mascarillas quirúrgicas mencionar que la prevención es fundamental para evitar enfermarse gravemente, de esta forma se reduce una posible sobrecarga en el sistema de atención médica y todos salimos beneficiados.


Las mascarillas han de usarse con un buen ajuste, siempre resultando cómoda, para que nos brinde la mayor protección.



CÓMO QUITARSE LA MASCARILLA QUIRÚRGICA



La forma adecuada de quitarse la mascarilla quirúrgica o cualquier otro tipo de mascarilla es estirar las bandas para sacarlas de las orejas. Una vez que las gomas están fuera de las orejas se deben plegar los extremos hasta unirlos, de forma que la parte interior quede totalmente tapada.


En el caso de las mascarillas reutilizables, también queremos darte algunos consejos que te van a ser de gran utilidad:


Si la mascarilla es de tela y está húmeda o sucia, lo más aconsejable es colocarla en una bolsa de plástico con cierre hermético hasta que puedas lavarla, de esta forma evitamos que aparezca moho en la mascarilla con las consecuencias que ello conlleva.


Si la mascarilla de tela está seca y limpia, lo más aconsejable es guardarla en una bolsa respirable como puede ser el papel o la tela de malla, de esta forma se mantendrá limpia entre usos del día.


No olvides que las mascarillas de tela deben de lavarse, al menos, una vez al día y, siempre, cuando se humedezcan o se ensucien. Se pueden lavar tanto a mano como en la lavadora e, incluso, secarlas en la secadora.


Si te quitas la mascarilla momentáneamente para comer o para beber fuera de tu vivienda, colócala en un lugar seguro para que se mantenga limpia (un bolsillo, una cartera o una bolsa de papel).


Una vez que hayas acabado de comer o beber, vuelve a colocarla con el mismo lado hacia afuera.
Es muy importante que no olvides lavar o desinfectar tus manos después de quitarte la mascarilla y después de colocártela.



CUANDO CAMBIAR LAS MASCARILLAS QUIRÚRGICAS



Aunque no lo creas, es muy importante que las mascarillas desechables se tiraran después de cada uso puesto que no se pueden lavar y corres el peligro de que estén contagiadas y pueda llegar algún virus a tu organismo.
En el caso de que uses respiradores has de verificar las instrucciones del fabricante para saber cada cuánto tiempo has de cambiarlo y cuántos usos puedes darle.
Tanto las mascarillas desechables como los respiradores que se humedecen o que se ensucian, han de ser retirados y cambiados por otros nuevos. Bajo ningún concepto se debe seguir usando la mascarilla si está húmeda o sucia.
En el caso de las mascarillas quirúrgicas, las instrucciones sugieren que, como máximo, se utilicen durante cuatro a seis horas seguidas, siempre que no estén mojadas o sucias.
Al tratarse de un producto sanitario, las mascarillas quirúrgicas han de cumplir con los requisitos que han sido establecidos en el Reglamento 2017/745 de producto sanitario y con los que establece la norma UNE-EN 14683:2019+AC.



TIPOS, CARACTERÍSTICAS Y USOS DE LAS MASCARILLAS QUIRÚRGICAS



Las mascarillas quirúrgicas homologadas son de tres tipos y te vamos a hablar de cada uno de ellos para que conozcas un poco más sobre ellas.

Es importante decir que todas ellas son desechables, homologadas, económicas y de gran calidad.

Además, cuentan con protección respiratoria de una dirección y su eficacia en cuanto a la protección bacteriana está probada.


Veamos los tipos de mascarillas quirúrgicas que hay:


Mascarillas quirúrgicas tipo I


Si no las observamos con mucho detenimiento, a simple vista, todas las mascarillas parecen iguales y que no haya diferencia entre ellas.


Las de tipo I cumplen con las normativas EN14683.2019, EN 14683:2005 y ATSM F2100 (USA).

También con la directiva 93/42/EEC sobre dispositivos médicos y porcentaje de resistencia del material a la penetración de bacterias o BFE.


Este tipo de mascarillas tienen tres capas y tres pliegues y ofrecen protección respiratoria de una dirección, capturando el fluido corporal de la nariz y de la boca del usuario de la misma y protegiendo a quienes puedan estar cerca de un posible contagio.


Mascarillas quirúrgicas tipo II


Prácticamente, cumplen con todos los requisitos de las mascarillas quirúrgicas tipo I pero hay una diferencia que hace que no sean iguales.


Esta diferencia radica en el porcentaje de eficacia de filtración bacteriana (BFE).

En el caso de las mascarillas tipo I tienen un porcentaje de protección BFE mayor o igual al 95% y las mascarillas quirúrgicas tipo II mayor o igual al 98%.


Este tipo de mascarillas II también cuentan con normas que han de cumplir: EN14683:209, EN14683:2005 y ASTM F2100 (USA) y la directiva 93/42/EEC sobre dispositivos médicos.


Se fabrican con tres capas de tela non-woven o tela no tejida.


La protección respiratoria que ofrecen es de una dirección, protegiendo así a las personas que están cerca del usuario. Están fabricadas con material transpirable que no irrita la piel.


Mascarillas quirúrgicas tipo IIR


Este tipo de mascarillas quirúrgicas se diferencian de las otras dos en que son resistentes a las salpicaduras de sangre y otros fluidos corporales que pudieran estar contaminados.


Además, estas mascarillas quirúrgicas desechables tienen un porcentaje de eficacia de filtración bacteriana BFE mayor que la del tipo I.


El resto de las características con las mismas que para los otros dos tipos: norma, homologación, 3 capas de tela non-woven o no tejida, protección respiratoria en una dirección, comodidad, ajustabilidad y buen precio.